dimecres, 10 de febrer de 2016

TERRORISMO PATRIARCAL


Cada vez que atentan los terroristas sube la moral de la tropa. Sucede igual en las hordas patriarcales, son invencibles, nadie les detiene, miren las estadísticas y verán una regularidad que espanta. Hay margen, manga ancha, se puede humillar a tu pareja con grandes posibilidades de salir indemne, sin un rasguño, has conseguido que tu juguete crea que te quiere, que te tema y que todo su círculo de amistades la abandone a su suerte. Y no eres un considerado un terrorista sino un magnífico muchacho, un amigo de tus amigos o un ciudadano ejemplar hasta ese día que llegan las cámaras para filmar como la pobre mujer sale envuelta en la mortaja mientras los actores cotidianos afirman con cara de bobos que no saben lo que pudo pasar.



Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada