dimecres, 13 de maig de 2015

FHRITP



Una F al inicio de unas siglas. ¿Fundación? ¿Foro? ¿Y la H siguiente? Humanista, hedonista, herética… uf, yo qué sé. ¿RI? Rinocerontes inocentes, rompedores innatos, rastreros insolentes, rencorosos ilimitados.  Con las dos últimas ya me rindo. Ni he dado ni una, todo agua.  
FUCK HER RIGHT IN THE PUSSY. Traducido: Le follaré bien el coño. Tantas disquisiciones para acabar con un exabrupto de lo más chabacano. La frasecita se ha convertido en viral y estaba haciendo estragos en los Estados Unidos de América. Se preguntarán cuál es la gasolina que mueve a miles y miles de ciudadanos de la civilización más puritana del universo a buscar en el You Tube y  afiliarse a semejante ordinariez. 
Un presentador destinado a cubrir la noticia de una chica desaparecida de 20 años, cuando el cámara deja de grabar, se suelta: No me importa si tiene 20 años, me la follaría..No me digas que tú no te la follarías.. Quizás sea lo que haga cuando la encuentren, le follaré bien el coño!. Solo falta la mecha, un descerebrado de Cincinatti que coge el micro de otra presentadora y suelta el FHRITP extendido. Y a partir de ahí, la moda, el jueguecito patriarcal, el baboseo de toda la vida. Qué divertido, ponerse detrás de una presentadora de deportes para aprovechar su indefensión y degradarla a la condición de objeto sexual, obligada por el directo tiene que aguantar el micrófono y al memo que a sus espaldas quiere obtener un gramito de gloria. Aquí lo vi en una final Barça-Bilbao hace unos años, pero no había lema de por medio, era todo más gráfico, más garrulo.


Shauna Hunt, periodista de la cadena City News de Canadá tuvo los ovarios de encararse a los graciosos abyectos que fhriteaban a sus espaldas, les recriminó su machismo recalcitrante y su mala educación galopante. Jugó con sus mismas armas, aprovechando el directo, aprovechando también las pocas neuronas disponibles y esa chulería tan masculina, ya que meto la pata, la meto hasta el corvejón. Perfecto. Los directivos de la empresa de suministro de electricidad Hydro One, después de contemplar la edificante escena en la que participaba uno de sus trabajadores, han decidido con excelente criterio darle puerta al muchachito para que haga las gracias en la intimidad de su lavabo. Tolerancia cero. Creo que es una magnífica forma de cortar los brotes machistas de raíz, todos estamos implicados, no solo los jueces, me imagino que el próximo fhritpista que se le ocurra colocarse detrás de una presentadora se lo pensará un par de veces.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada